Regresa el torneo de dominó más grande del mundo

coverjugadaCB_TBD

En nuestro país, el dominó y la cerveza siempre han tenido una estrecha relación, por ello en muchos bares o reuniones caseras, la gente se junta a disfrutar de unas buenas cebadas mientras se arman duelos de este popular juego de mesa.  Por ello, hace unos años Carta Blanca decidió organizar y patrocinar un mega torneo de dominó en varias ciudades del norte de México, al cual atinadamente bautizó como “La Jugada Carta Blanca”.

Así estuvo La Jugada Carta Blanca en el 2012 en Monterrey

Así estuvo La Jugada Carta Blanca en el 2012 en Monterrey

Este evento es el torneo de dominó más grande del mundo, de hecho en el 2011 fue certificado por el Guinness World Records ya que rompió el récord de más personas jugando simultáneamente Dominó: ¡1202 aficionados a las fichas con puntos! Esto, en la Nave Lewis del hermoso Parque Fundidora en Monterrey.

Este año, la cerveza Carta Blanca vuelve a organizar este evento en cuatro ciudades: Monterrey, Chihuahua, Torreón y Durango,  comenzando en la ciudad Coahuilense el día 2 de marzo. Posteriormente, La Jugada Carta Blanca llega a Chihuahua el 9 de marzo, a Durango el 16 del mismo mes, así como a Monterrey una semana después, el 23 de marzo.

Animando a los participantes de este mega torneo de dominó

Bellezas norteñas, animando a los participantes de este mega torneo de dominó

Si eres mayor de edad, te gusta el dominó y vives en esas ciudades -o quieres ir a alguna de estas- la inscripción es simple, se hace vía web en el sitio CartaBlanca.com.mx o bien vía telefónica al número gratuito 01800-CERVEZA. Las bases, premios, reglamento y demás información las puedes consultar también en el sitio oficial de esta cerveza de Cuauhtémoc Moctezuma: www.CartaBlanca.com.mx

¡Mucha suerte en estos megatorneos, amigos Carteros!

Historia cervecera mexicana: Listón Azul

La extinta Listón Azul, cerveza en lata que se producía en Chihuahua hace muchos años.

Hace tiempo habíamos hablado en TheBeerDaily.com  de Cruz Blanca, una marca de cerveza mexicana ya extinta que se fabricaba en el estado Chihuahua; ahora les traemos unas imágenes de otro de los productos de esta cervecera Chihuahuense que se produjo y comercializó bastante hasta mediados de la década de los ochenta, se trata de la cerveza “Listón Azul”.

Esta cerveza que se producía primordialmente en Ciudad Juárez -aunque también llegó a hacerse en ciertas épocas en la capital de Chihuahua- tenía la particularidad de ser comercializada sólo en lata, esto le permitía a  la Compañía Cervecera de Chihuahua competirle frontalmente a la marca Tecate, de Cervecería Cuauhtémoc.
Lo curioso del caso de esta marca, es que en un inicio la cerveza de lata de la cervecera Chihuahuense se mercadeaba bajo el emblema de su producto estrella que era Cruz Blanca, sólo que para diferenciarla de la tradicional cerveza en botella, a la lata le hicieron un diseño especial, bautizándola como Cruz Blanca Listón Azul.

Una imagen sencilla que emulaba al listón azul, símbolo universal del premio a la calidad.

¿Porqué “Listón Azul” ? la idea era simple, el símbolo de premio a la calidad superior  a nivel mundial ha sido desde hace muchos años un listón azul,(algunas cervezas en otras partes del mundo llevan el mismo nombre como la Pabst Blue Ribbon o la Peroni Nastro Azzurro), y al ser esta cerveza mercadeada en lata, su precio era más elevado que las típicas botellas retornables de 325 ml. de la época, de ahí que los mercadólogos de ese entonces buscaran implantarle un valor percibido superior, a un líquido de calidad similar a la Cruz Blanca. Con el paso del tiempo, y como le ha pasado a muchos productos, la gente dejó de pedir “una Cruz Blanca, Listón Azul” para acortar el nombre a simplemente “Listón Azul”; su diseño en blanco y azul es sencillo, destacando la silueta de una medalla con su listón azul, en la que se aprecia claramente su nombre.

Esta cerveza Listón Azul era la típica Pilsner mexicana, que en su lata indica que tenía menos de 6 grados de contenido alcohólico, marcados en grados Gay-Lussac, ya que en aquella época, esa métrica creada por el científico francés Joseph Louis Gay-Lussac era el estándar en la industria; la Listón Azul tenía presencia nacional, aunque era más marcada su distribución en los estados del norte del país. Su lata, como muchas de su época (si no es que todas) era de hojalata, consistente en tres piezas (hoy en día son de dos o incluso una) la cual era soldada con puntos de chispa, su tapa no es como las conocemos ahora, sino que era desprendible totalmente; podemos decir que en su confección, esta lata si era bastante ruda, vaya podrías descalabrar a alguien aventándole una de estas cervezas.

Una lata de tres piezas soldadas; así eran los empaques de Listón Azul de esa época.

Aunque esta lata de Listón Azul que tenemos en nuestra colección data por ahí de 1976/1977 -y que nunca ha sido abierta- aún se encuentra en excelentes condiciones, prácticamente sin óxido presente, y con muy pocas señales de decoloración, destacando el brillo de sus tonos azules con blanco y detalles en dorado. Se nota que en esos tiempos la calidad de los empaques sí estaba pensada para que duraran muchos años.

No tenemos el año exacto de cuando dejó de existir esta cerveza, sin embargo, todo indica que Listón Azul corrió con la misma suerte que otros productos de la Compañía Cervecera de Chihuahua, los cuales desaparecieron poco a poco de los anaqueles, al ser adquirida esta empresa por Cervecería Cuauhtémoc, para dejar de producirse en definitiva cuando esta empresa de Monterrey adquirió a la Cervecería Moctezuma en 1985, llevando a reducir su portafolio de productos.

Si alguien tiene más información sobre esta cerveza mexicana o conoce a alguien que la haya probado, contáctenos, nos dará mucho gusto tener más datos sobre este producto cervecero extinto.

¡Salud!
>>Chuck

fotos © Carlos Leal Jiménez