Visitando al Fat Head’s

fatheads_tbd_1Pues con la novedad que nos dio hambre y sed, y nos dimos una escapada a conocer un BrewPub que en los últimos años ha dado de que hablar en la escena artesanal de los Estados Unidos, nos referimos al Fat Head’s Brewery, en su versión de Portland. Y decimos que en esa versión porque Fat Head’s tiene otros dos en el país del norte, uno en Cleveland y otro en Pittsburgh, que es donde nació esta firma cervecera que tiene en su haber varias medallas y reconocimientos en diversos festivales cerveceros en América y Europa.

fatheads_tbd_5

Así luce el comedor de Fat Head’s en su versión Portland.

Con una mezcla de excelentes birras y comida bastante adhoc a la beberecua, este Fat Head’s le da al clavo a los gustos de los fanáticos de las cervezas que proponen, ya que su lineup incluye ales estilo belgas, cervezas frutales, lagers, stouts, porters, rauchbiers y un montón más, que se hacen in situ y a la vista de los parroquianos; bueno, al menos puedes ver los tanques de fermentación mientras te comes uno sus famosos headwiches, pizzas alitas y otros items de beer food.

fatheads_tbd_4

Esta es la Bavarian Hotbox, una rica chelita de 5% ABV.

fatheads_tbd_3

Los tanques, a la vista de los parroquianos.

Y como dijimos, su lineup cervecero es tan amplio que no da para probar todas en una sentada (salvo que: 1-seas borracho de esos pros o 2-pidas samplercitos ‘moja muelas’)por lo que en esta ocasión probamos dos, la Zeus Juice y la Bavarian Hotbox . Comenzamos con la Zeus Juice (uno de sus clásicos) que es una Belgian Strong con toquecitos a plátano, pera, clavo  y chicle, sí chicle, que aunque suene compleja es bastante agradable al paladar y no tan pesada como se lee, a pesar de su 10% ABV. Por otra parte, la Bavarian Hotbox es una Rauchbier ligera de cuerpo pero en la cual se notan bien claro los ahumados de la la malta alemana (de ahí su nombre) y madera de haya que se usan para su preparación, con un sabroso balance, muy buena en realidad, súper recomendable.

fatheads_tbd_6

El Salmon Reuben, uno de los Melts de su menú. Delicioso y abundante.

Y para acompañar estas chelitas nos inclinamos por un Salmon Reuben Melt que viene siendo una versión del clásico Reuben, pero con salmón del río Columbia en lugar de pastrami, con aderezo mil islas/sriracha en pan de centeno. También probamos su chicken club con cheddar de Tilamook y otras cosas, que aunque rico, no superó al Reuben; ambos platillos vienen en porciones bastante generosas y venían com con media tonelada de chips de papa, así que con hambre no te vas a quedar.

fatheads_tbd_2

Algunas de las medallas y reconocimientos obtenidos por Fat Head’s exhibiéndose en este lugar

fatheads_tbd_7

En la esquina de la 13 y Davis, encuentras a Fat Head’s en Portland

Si de pronto andan por esas latitudes del noroeste de EEUU, les recomendamos que le dediquen un par de horas a visitar al cabezón gordo, eso sí, les recomendamos que vayan con estómago vacío.

¡Salud!
TBD Staff

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s