Corea: peleados hasta por la cerveza

No es novedad que Corea del Norte y Corea del Sur -acá para fines prácticos y pacíficos les llamaremos Corea a las dos- estén día a día en total alerta, viviendo una frágil tregua que en cualquier momento se puede romper -esperamos que no- y que además de ciertos temas álgidos sobre definición de sus fronteras, reclamos sobre desarrollo de armas nucleares y espionaje, esta añeja rivalidad llega a otros ámbitos, como el deportivo (por ejemplo, en las eliminatorias de la FIFA rumbo al mundial, cuando les toca enfrentarse entre sí, los juegos deben de ser en terreno neutral) y hasta el culinario (como el debate sobre dónde se inventó el Galbijjim). Bueno pues, como si no les faltaran temas para estar en conflicto, ahora se ha desatado una polémica en torno a la cerveza, sí, leyeron bien, ahora se pelean sobre cuál de las cervezas es mejor, si la del sur o la del norte.

Y es que todo esto surgió a raíz de un artículo publicado por la revista británica The Economist la cual menciona que las cervezas sudcoreanas son de inferior calidad y sabor que su prima del norte, la cerveza Taedonggang, producida por el estado comunista. El artículo en esta publicación culpó a un volumen insuficiente de malta que contiene la fórmula de las cervezas sudcoreanas, así como la relativa falta de competencia debido a un oligopolio que disfrutan Hite BeerBrewery OB (principales cervecerías de Corea del Sur) , y agregó que el mercado de la cerveza de Corea del Sur es un oligopolio debido a las barreras de entrada elevadas impuestas por las autoridades.

Estas compañías sudcoreanas han negado las acusaciones, diciendo que “La mayoría de las cervezas de Corea del Sur contienen más de 70 por ciento de malta, y algunas, incluyendo las marcas Hite Max  y OB Golden Lager  contienen 100 por ciento malta”. Además señalan que “el arroz y el maíz no son más baratos que la malta, y estos granos se utilizan en la mezcla para generar un sabor suave que le gusta al consumidor coreano, no para demeritar su calidad. ” Hite Brewery y OB refuerzan esto diciendo que  las diferencias de sabor entre las cervezas sudcoreanas y las de su vecino se deben a la preferencia del consumidor.

Acá pueden ver un bizarro comercial de TV de Taedonggang, la cerveza de Corea del Norte

Y vaya que el artículo publicado en The Economist molestó a los CEO’s de las firmas con sede en Seúl, las dos compañías planean quejarse de ello a través de una carta al editor de The Economist, así como pedir al ministro del exterior de este país que haga una queja formal a esta publicación “por difamar el trabajo arduo del pueblo sudcoreano haciendo comparaciones que no tienen validez moral”.

Mientras esto sucede, seguramente mucho del personal gubernamental del régimen de Pyongyang -capital de Corea del Norte- se deleita leyendo el artículo de la revista británica, no todos los días el mundo occidental publica opiniones favorecedoras sobre ellos. En fin, ojalá que todo quede ahí, por el bien de la cerveza, y el planeta por supuesto, lo que menos necesitamos es más peleas sin sentido.

¡Salud!

Desde Sudamérica, para el Beer Team.

Y en esta ocasión, para el Beer Team, nos hace llegar un par de cervezas desde el Hemisferio Sur de nuestro continente, una personita muy amiga nuestra, diseñadora de corazón y amante de la cultura coreana, una regiomontana que se nos escapó un rato a Sudamérica y la única que tiene toda la pinta de una chica oriental (sin mencionar que es amante de la cerveza al igual que todos nosotros), Keren Robledo (así con E), quien probó muchas etiquetas diferentes en su último viaje por varios países del cono sur y se une al Beer Team con su primer entrega.

Hoy, nos presenta este par de cervezas chilenas, claras ambas y que llevan por nombre Escudo y Cristal, misma que nos recuerda a una cubana que publicamos hace poco también en el Beer Team.

Estén al pendiente, próximamente tendremos otras cervezas enviadas por Keren, provenientes de Uruguay y Argentina, una de ellas la que considera su favorita por sobre todas las cosas de la tierra… Bueno, por lo menos hablando de cervezas.

¡Muchas gracias, @kerencone!

Esperamos tus próximas chelitas.

¡Salud!

 – Herr Playmo von Freuschland

@capitanudillos