Y ahí vienen los grandes peces…

bigfishcoverTBDNo es secreto que el éxito de las cervezas artesanales en todo el mundo ya no es novedad del día, para ello solo basta con echarle un vistazo a los números de ventas en los principales mercados del planeta para ver el incremento de dos dígitos de éstas, mientras que las cervezas de las macros siguen batallando para detener la tendencia en caída en las preferencias del bebedor joven que ya no responde a los aburridos estímulos mercadológicos de siempre de las transnacionales.

Y como el negocio de cerveza sigue siendo de muchos dígitos y los grandes grupos cerveceros no están dispuestos a dejar que se les vaya de sus cajas registradoras,  y habiendo ya intentado nuevas tácticas de mercadotecnia (sin gran éxito) como renovar la imagen de sus productos, patrocinar eventos con sello “indie” y similares, e incluso lanzar cervezas con una identidad que las haga pasar como artesanales, estas transnacionales están recurriendo a la práctica de salir a tirar cañonazos de billetes a cervecerías independientes para así sumarlas a su portafolio de marcas.

camden_tbd_3

Camden Hells, de Camden Town Brewery, ahora propiedad de AB-InBev

Esto se intensificó en el 2015, con la compra de cervecerías en ambos lados del Atlántico, como por ejemplo la estadounidense Lagunitas por parte de Heineken o la inglesa Camden Town por parte de AB-InBev, un par de casos que levantó mucho polvo y enojo en un sector del gremio de cerveceros artesanales, como fue el caso de los creadores de la cervecería escocesa BrewDog, James Watt  y Martin Dickie, quienes han hecho público su enojo por la decisión de Camden Town de vender a AB-InBev, esto a través de su blog, donde afirman que “las grandes corporaciones cerveceras globales han destruido, bastardeado y comoditizado a la cerveza durante 50 años ahora están adquiriendo cervecerías artesanales, las cuales correrán la misma suerte”, afirmando que “2015 fue un año terrible para el movimiento artesanal”, esto en relación al boom de adquisiciones por parte de los grupos globales.

Sin embargo, ante estas críticas, un vocero de AB-InBev refutó los comentarios de la gente de BrewDog afirmando que “Invertir en compañías como Camden Town es parte de nuestra estrategia global de construcción de un gran portafolio de marcas premium que satisfagan los gustos diversos y cambiantes de nuestros consumidores.” Y bueno, si leemos entre líneas esta declaración de AB, lo que nos dicen es que las transnacionales seguirán este 2016 con la cartera abierta, buscando nuevas adquisiciones (México incluido) ¿quiénes serán las siguientes cervecerías en quitarse el mote de “independiente”? Habrá que estar al pendiente.

¡Salud!
TBD Staff

Las Macros, de compras: Heineken adquiere el 50% de Lagunitas

lagunitas-heinekencoverTBDAsí calladitos y como que no queriendo la cosa, poco a poco las macrocervecerías van metiéndose al giro de las artesanales, esto a través de adquisiciones millonarias. Y es que aunque hay muchos directivos de estos consorcios globales que a menudo minimizan el crecimiento de las cervecerías independientes, la realidad es que con estas compras se demuestra todo lo contrario; y es que no es un secreto que en estos tiempos, las cervezas que presentan incrementos de ventas de dos dígitos no son de las marcas tradicionales.

Pues bien, ahora fue Heineken quien salió de compras, y se hizo del 50% de las acciones de ni mas ni menos que la querida y celebrada cervecera estadounidense  Lagunitas Brewing Co., famosa por sus cervezas Lagunitas IPA, Lagunitas Sucks (sí, así se llama) y  la Little Slumpin’ Sumpin’, entre otras.

Algunas de las cervezas de Lagunitas Brewing Co.

Algunas de las cervezas de Lagunitas Brewing Co.

El monto de la transacción no se ha hecho público aún, pero se dice que la venta de este 50% de la cervecería “ex independiente” hará aún más ricos a sus fundadores. Esta compra de Lagunitas por parte de Heineken es la más reciente de su tipo, ya que en meses pasados, otras cervecerías artesanales han sido adquiridas o se han fusionado con algunos grandes jugadores globales, como el caso de la Firestone Walker Brewing que se asoció (así le dicen ahora cuando alguien le mete muchos billetes)con la belga Duvel Moortgat. 

Al parecer la tendencia de adquisiciones va a seguir duro, en su opinión ¿cuáles serán las primeras cervecerías independientes mexicanas que seguirán esta suerte?

¡Salud!
TBD Staff